domingo, 17 de enero de 2016

Consejos para elegir los lentes correctos.

Tips para elegir lentes de sol

El sol está cada vez más fuerte y peligroso. Y la vista no está ajena a las complicaciones que genera. Además de elegir un anteojo por la comodidad y el estilo que nos da, tenemos que pensar que es un accesorio infaltable para nuestro bienestar y nuestra salud visual. En esta nota, una experta nos da consejos para hacer una compra perfecta. 
En el momento de adquirir un anteojo de sol, debemos considerar su calidad y cómo nos queda. Demás está decir que siempre hay que comprarlos en ópticas autorizadas y no en otro tipo de comercios.
Al igual que con la ropa, hay que tener cuidado a la hora de seguir las tendencias ya que, a veces, los modelos de lentes que se usan no son los más sentadores.

Consejos
*Los anteojos deben elegirse de acuerdo al rostro. Lo aconsejable, generalmente, es optar por lentes de sol con forma opuesta a la forma del rostro para balancearlo. Por ejemplo: una persona con rostro redondo debería elegir lentes de sol más angulosos o cuadrados y viceversa. Es decir que una persona con rostro cuadrado no debería elegir armazones cuadrados sino más bien con cierto tipo de curvas para suavizar su rostro anguloso.
*Los lentes de sol siempre deben quedar cómodos en el rostro, sin caerse y sin hacer presión.
*Las patillas no deben clavarse en la cabeza sino sentirse cómodas sobre las orejas.
*También debemos considerar el tamaño de la nariz y la distancia entre los ojos.
Según el tamaño de la nariz
*Si la nariz es ancha, los mejores anteojos son los que no tienen armazón o los de armazón metálico.
*Si la nariz es larga, se recomiendan anteojos con puente bajo.
*Si la nariz es pequeña y corta, lo mejor son armazones metálicos con puentes altos para dar la ilusión de que la nariz es más larga.

Según la distancia entre los ojos
*Si los ojos están demasiado juntos, hay que comprar anteojos más pequeños, que no acentúen este rasgo y hagan parecer que los ojos están centrados en cada lente.
*Si los ojos están más bien separados, se recomiendan anteojos más grandes y sin armazón para disimular la distancia entre ojos.

Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/moda/fashion-tips/anteojos-de-sol-consejos_0_1334867620.html

sábado, 16 de enero de 2016

Los accesorios, una gran herramienta siempre y cuando se la sepa usar.

Accesorios: usar pero no abusar

Actores principales de esta temporada, los accesorios cada vez tienen más protagonismo en nuestro guardarropa. No sólo nos abren un abanico de posibilidades a la hora de armar nuevos y originales looks sino que en verano, cuando las temperaturas en la ciudad no dejan que cualquier tipo de prenda nos pueda acompañar, los complementos pasan a ser casi fundamentales. El tema es, ¿cuál es el límite entre lo elegante y lo exagerado?


Son los acompañantes ideales para lograr estar a la moda, con estilo y a la altura de las diferentes ocasiones que pueden presentarse en nuestra vida cotidiana. En algunos casos, a veces es suficiente sólo con agregar o quitar algo para adaptar un equipo a diferentes eventos durante un mismo día.   

Antes, cuando hablábamos de accesorios, simplemente pensábamos en aros y collares. Pero hoy es mucho más amplio lo que las marcas y diseñadores nos ofrecen para poder decorar nuestros outfits.

Por eso, tené presente estas sugerencias para empezar a abrir tu imaginación y encontrar un equilibrio para estar a la moda sin pecar de ridícula.

Las carteras. Ya no es necesario que combinen con nuestro calzado y menos aún con nuestro cinturón. Podemos optar por usar una que sea de un color completamente opuesto a los que llevamos en las prendas, o bien que este dentro de la paleta de tonos elegidos, para que haya balance entre todos los colores que compongan nuestro look final. Para conjuntos sencillos, monocromáticos o atemporales, una buena alternativa es el uso de carteras con estampados o detalles. También podés colocarles un pañuelo o un prendedor para que le de “ese” touch a tu estilo.

Para el pelo. Para las altas temperaturas, una buena alternativa es sujetar el cabello con vinchas, pañuelos o hebillas que tengan presencia. No sólo hay que colocar el foco de atención en la parte superior del cuerpo (nos hará ópticamente más altas), sino que podrás usar peinados recogidos sin dejar de estar a la moda. Eso sí, las colitas de pelo que usabas cuando eras una nena, descartalas o guardalas como recuerdo.

Los maxi. Son accesorios en tamaños XL que llegaron para quedarse. Sobre todo los aros que en esta temporada se adaptan a todos los gustos. Un solo secretito: que respeten tu colorimetría y que no tengan la misma forma que tu rostro. Si seguís esos dos consejos tu cara brillará aún más.

Las pulseras. Es un accesorio que cada vez va ganando más protagonismo. ¡Nada de que sean finitas o que pasen desapercibidas! La idea es jugar con ellas. Puede ser desde una esclava para usar tanto de día como de noche; o bien un juego de pulseras que tenga entre ellas diferentes tamaños y -por qué no- colores. Es algo muy femenino y encantador, que nos sienta bien a todas las mujeres.

Los cinturones y fajas. Son un must casi imprescindible en todo guardarropa femenino. Pueden darle personalidad a un jean con una camisa dentro de él o bien darle un aire juvenil a un remerón que no tiene forma. Hacete amiga de ellos porque te van a ayudar a potenciar tu cuerpo.

Pañuelos y foulards. Eso que dicen que son de invierno y dan calor, olvidalo… ¡Es un mito! Hoy hay un montón de opciones para que las telas nobles y livianas en las que son fabricadas puedan ser usadas también en el alto verano. Dejarlos abiertos por encima de blusas, remeras o vestidos. Una sugerencia para que te empieces a amigar con ellos aún en estos días de calor.

Prendedores, apliques, flores y más… Un montón de otras cosas pueden hacer que esas prendas lisas y sin onda (que hasta estabas pensando en regalar) ganen un toque  súper canchero y a la moda. Ni hablar los anillos extra-large y relojes en tamaños masculinos; o de los sombreros y capelinas que están comenzando a verse y tienen un aire vanguardista difícil de igualar.

Seguro que en todo este listado, vas a encontrar algo que vaya con tu estilo, personalidad y tipología de cuerpo y rostro. Eso sí, cuando te pruebes los accesorios, antes de comprarlos, hacelo en un espejo en el que te puedas ver de pies a cabeza, porque si bien ocuparán una parte de él, tiene que haber balance y equilibro con lo que es tu contextura corporal.

Para terminar, algunos consejitos útiles y prácticos:

-Si recién ahora estás empezando a incursionar en el uso de accesorios, prestá atención antes de salir de tu casa. Si creés que hay algo que está de más, sacate lo último que te colocaste, porque la idea es que sean un complemento de nuestro estilo, que lo acentúen y le den personalidad a nuestras elecciones, no que nos opaquen.

Por otro lado, siempre tené presente que los complementos deben generar armonía, con todo lo que forma parte de nuestra imagen. Por eso, los accesorios que nos acompañan deben comunicar el mismo mensaje visual que nuestro peinado, maquillaje y vestimenta.
Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/accesorios-tips-consejos_0_1334269402.html

Tips para levantar el animo y amigarte con tu cuerpo.

Amigate con tu cuerpo… ¡Olvidate de tu talle!

Muchas somos las mujeres que dejamos que un número maneje nuestras vidas. Y ese número es nuestro talle: 44, 46, 50… Son dos cifras que nos cambian el humor, nos dan  bronca, enojo, nos hacen sentir mal. La cuestión es aceptarnos, querernos y hacer de nuestro talle nuestra marca personal. Consejos para lograrlo.


Ahí está. Fría, cortante, esperándonos agazapada a la entrada de cada local cuando intentamos probarnos eso que vimos en la vidriera y tan lindo le queda al maniquí. La frasecita “no hay talle para vos” inevitablemente nos angustia. Pero está en nosotras evitar ese malestar; está en nosotras reconciliarnos con nuestro cuerpo y admitirnos como somos; está en nosotras la solución.
Cada cuerpo es único, lo bello es único. Por lo tanto, debemos hacer de nuestro talle una marca personal, tenemos que dejar de creer que podemos ser igual a… y animarnos a ser genuinas. Tenemos que animarnos a “Ser” y no a “Parecer”. Tenemos que dejar de correr detrás de un cuerpo masivo. No hay nada más bello que la originalidad: las mujeres somos como una obra de arte: tenemos que dejar de ser copia para convertirnos en una escultura única.
Es esencial que nos demos cuenta de que el estereotiparnos es una propuesta comercial. Nos venden un cuerpo único, una edad única, una eterna juventud que parece ser la llave de la felicidad. Y esto hace que tanto las jóvenes como las mujeres maduras corramos detrás de metas imposibles. Depende de nosotras entender y aceptar que los cuerpos son diferentes, que los años pasan y que no todas podemos tener un talle 38 o 40.

Todas somos lindas, ¡creétela!
La belleza aflora cuando aceptamos el cuerpo que tenemos. Debemos disfrutarlo, debemos amarlo y salir a la vida con actitud, esta palabra tan usada y escuchada pero que pocas tenemos. Algunas nacemos con ella, otras debemos cultivarla.
Actitud es ir por la vida mirando de frente; es caminar segura; es tener presencia; es, sencillamente, Ser sin vergüenzas, teniendo un talle XS  o uno XL.

¿Cómo lograrlo?
*Para empezar a pensarnos y aceptarnos debemos -en principio- reflexionar, hacer actividades que nos conecten con quienes somos y nos hagan feliz: bailar, tener algún hobby, escribir, pintar, hacer gym… Lo que sea. Esto nos dará una mejor calidad de vida y evita que pongamos todo el foco de tensión en el cuerpo ideal, el cuerpo que tuvimos o la edad que ya no tenemos.
*Tenemos que mirarnos menos en el espejo para  adquirir seguridad y confianza a través de sentir nuestro cuerpo de una manera real y no una forma cosmética. En algunos casos, es necesario hacer terapia; en otros, el reunirnos con gente que nos ame por como somos, que nos ayude a querernos y aceptarnos hace que iniciemos un cambio importante en nuestra cáscara.
*Un buen ejercicio es hacer un listado de todas las partes del cuerpo que nos agradan y que muchas veces no tomamos en cuenta (pelo, piel, manos, pies, ojos, boca,  etc.) para poder reconocer que hay muchas cosas de nosotras mismas que nos gustan.

Tips prácticos y efectivos
Después de la aceptación, podemos optimizarnos. ¿Cómo? Según nuestro cuerpo, hay tips que van a lograr que nos veamos mejor.
*Si queremos vernos estilizadas, tenemos que apostar a los equipos monocromáticos.
*Si tenemos las caderas anchas, lo ideal es elegir pantalones rectos o con botamangas anchas.
*Si tenemos mucho busto, los escotes en V van a favorecernos.
*Si somos muy delgadas, las líneas horizontales y los colores claros serán excelentes aliados.
Sin embargo, después de aceptarnos, lo mejor es entender que Vale Todo. Porque si lo que nos ponemos lo llevamos con actitud de “Diosa”, vamos a brillar desde adentro hacia afuera. Nuestro talle somos nosotras, sin números que nos limiten, sin X o L que nos dejen fuera de los parámetros que hoy se consideran estéticos.
Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/imagen-autoestima-actitud-amigate-con-tu-talle_0_1334273296.html

Tips para que la entrevista de trabajo sea un exito.

Vestite para el éxito: claves para estar perfecta en una entrevista de trabajo

Entre los nervios del primer encuentro, las expectativas sobre ese trabajo que tanto esperaste, las dudas sobre qué te preguntarán y el esfuerzo por no trastabillar, es difícil pensar en qué ponerse para una entrevista laboral. Sin embargo, con planificación podés evitar los errores más comunes y logar una imagen de alto impacto.


La primera recomendación es que te prepares para la ocasión. Esto incluye qué vas a decir, qué no vas a decir, cómo lo vas a decir, qué vas a responder ante ciertas preguntas, y, por supuesto, qué vas a vestir. Es un error pensar que vas a tener una segunda oportunidad para causar una buena primera impresión. Cuando nos presentamos ante alguien, en este caso un potencial empleador, la imagen externa tiene que ser lo más cuidada posible. Es lo primero que los demás registran. 

Tu actitud y tu vestimenta van a ser los dos aspectos que captarán la atención de tu interlocutor por más abultado que sea tu Curriculum. Así que no pierdas tiempo, y seguí este decálogo práctico para no equivocarte. 

- Te recomendamos no salir de tu estilo pero adaptarte a las circunstancias.

- No importa qué tipo de empresa sea o a qué puesto aspirás, no llegues a la entrevista con jeans ni vestimenta muy casual o deportiva.

- Recurrir a los básicos nunca falla: un vestido negro un traje de pantalón y blazer, o falda y camisa. Después vas a tener tiempo de adaptar tu vestuario diario al estilo de la empresa.

- Evitá la informalidad: a las remeras de algodón reemplazalas por camisas o blusas; a los borcegos por calzado cerrado y clásico como los imbatibles stilettos; a las calzas de todos los días, por pantalones.

- La ropa y los zapatos tienen que estar en perfectas condiciones. Nada de roturas, ruedos descosidos o desgastados.

- No exageres con los accesorios. Los maxi aros reservalos para una noche con amigas. Nada que distraiga a tu interlocutor de la conversación es recomendable.

- Evitá los colores estridentes y las estampas muy llamativas. Es preferible usar colores más conservadores como el azul. El negro funciona bien, pero combinalo con alguna tonalidad cerca de tu rostro que pertenezca a tu paleta personal.

- Tu manicura tiene que estar perfecta, y no es un buen momento para mostrar la nueva línea de esmaltes flúo. Es preferible apenas un brillo.

- Esto también cuenta para el  maquillaje, el peinado y el perfume. Lo ideal es que el make-up sea natural. Podés llevar el pelo recogido y si lo llevás suelto, aseguráte de tenerlo prolijo y bien peinado.  

- Finalmente, siempre recordá que es un muy buen gesto hacia la otra persona el hecho de que te hayas tomado tu tiempo para vestirte y prepararte para la ocasión.

Fuente Original: 
http://entremujeres.clarin.com/claves-vestido-entrevista-de-trabajo_0_1334869298.html

Vestirse de negro, mitos y verdades.

Mitos y verdades a la hora de vestirnos de negro

Solemos hablar del color negro como nuestro mejor aliado a la hora de estilizarnos o de parecer más esbeltas… Pero no siempre es el caso. Una experta nos cuenta la verdad acerca de este color para lograr una imagen perfecta.


Es un clásico en nuestro guardarropa. Sentimos que siempre nos hace quedar bien, que nos disimula los rollitos y lo creemos sinónimo de elegancia. Pero, ¿es tan así? El secreto detrás del color negro.

“El negro siempre estiliza”. Esto no es necesariamente así ya que, además del color, en toda prenda debemos considerar su textura y el género. Un sweater bien grueso negro no estilizará tanto como un sweater de lana fina gris, por ejemplo. Asimismo, una prenda negra en género con brillo logrará el efecto contrario a estilizar, sobre todo si la comparamos con otra prenda negra en un género opaco.

“Los estampados negros me hacen ver más esbelta”. A la hora de considerar las estampas, es tan importante el dibujo como el fondo sobre el que están. Si el estampado es negro pero está sobre un fondo en tono claro, incluyendo el blanco, no dará sensación de que la parte que cubre se ve más delgada. En casos de outfits donde el negro se combina con otro color, siempre debemos tener en cuenta ubicarlo correctamente según nuestro tipo de cuerpo. Si los hombros son más anchos que las caderas, el negro será ideal para prendas superiores y lo mismo al revés.

“El negro le queda bien a todo el mundo”. Hay colores que, al utilizarlos cerca del rostro, nos dan luminosidad y apariencia fresca y radiante, mientras que otros nos hacen ver cansadas, apagadas y resaltan todas las imperfecciones. De este modo, no todas las personas tendrán al negro como color que más les sienta. Esto dependerá del color del pelo, ojos y la piel. En los casos en que no sea la mejor opción, por endurecer las facciones y destacar las imperfecciones, podemos usarlo pero complementado con un tono que sí nos favorezca. Esto se logra con accesorios u otras prendas, como una camisa en un tono ideal y un blazer negro.

"Es ideal para todas las situaciones". Debemos considerar el contexto, ya que el negro es un color que se usa en ámbitos más rígidos pero para nada en áreas más creativas. El estilo personal es otra variable que incide: una mujer clásica se sentirá a gusto con usar este color, mientras que una romántica se sentirá más cómoda incorporando tonos apastelados.
Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/moda/fashion-tips/vestirse-negro-mitos-verdades-estilo-tendencias-laura-malpeli-jordaan_0_1334867299.html

Ropa interior, resaltando tus curvas.

El poder de la lencería: una guía para seducir y destacar tus curvas

Encaje, seda, algodón... No importa, lo que sí importa es que es algo súper importante para la imagen personal, porque no solo es fundamental para que nuestras prendas tenga una excelente caída, sino que marca la autoestima que tenemos: dime qué ropa interior tienes y te diré cuánto te quieres.

Ya que la ropa interior es la primera prenda que toca tu piel, la elegís para estar cómoda, para sentirte linda por dentro antes que por fuera.
Por eso, seleccionar la lencería apropiada para la forma de tu cuerpo debería ser tomado tan seriamente como la elección del outfit que llevarás todo el día.
Brassiers, tangas y culottes con calce perfecto contribuyen a la apariencia general de tu silueta. A continuación, algunos consejos para que se sientas fantástica: ¡es un lujo que te podés dar!

Los corpiños. Las telas, escotes y diseños de tus prendas necesitan diferentes estilos de soutien. Un corpiño que desfavorezca tu busto puede arruinar el vestido más caro, mientras que el modelo correcto le dará el soporte ideal. Debajo de transparencias, lo ideal es elegir la ropa interior que mejor vaya con tu estado de ánimo. Si te sentís juguetona y atrevida, podés dejar entrever los divertidos moñitos y el estampado animal print; si, en cambio, querés mostrarte romántica y sensual, nada mejor que el suave encaje. Cuando uses un top sin mangas, asegurate de que el hueco del brazo cubra tu corpiño: que asome bajo el brazo da una apariencia descuidada.

Pechos grandes… O no tanto. Para bustos realmente pesados, las tazas con aro proporcionan y te dan mejor forma y soporte. Desafortunadamente, y debido a los aros, pueden ser incómodos de usar todo el día por lo que tenés que asegurarte que los aros sean planos y estén bien enfundados. Como los breteles son los que aguantan tus pechos, elegí modelos con tiras lo suficientemente anchas para no marcar los hombros ni cortar la circulación. Breteles sobreestirados o gastados no le darán el soporte necesario y harán que tu busto luzca caído.
Un corpiño debe sostener, dar forma y levantar tus pechos. Y por "levantar" no debés entender a “elevarlos hasta el cielo”. Si no es así, no resultará natural y tu busto sobresaldrá, dando una impresión excesiva. ¡Ojo! Tazas demasiado pequeñas tendrán el mismo efecto y tus pechos aparentarán ser más grandes de lo que efectivamente son. Evitá los desagradables bultos provocados por corpiños que ajustan demasiado alrededor del cuerpo, el balanceo y rebote de los pechos cuando realizás actividad física puede ser vergonzante y doloroso. Considerá usar reductores este modelo te da soporte y confort sin limitar tus movimientos, sin por eso olvidar el diseño y la belleza.
Cuando te pruebes un corpiño reductor, saltá y movete para comprobar que tengas todo el soporte que necesites. Si tenés el torso corto se ven mejor con corpiños de taza o con aro, ya que estos modelos tienen el mejor soporte y separan el busto de la cintura dando mejor proporción a la parte superior del cuerpo.

¿Culotte o tanga? Si tenés unas nalgas voluptuosas, evitá las bombachas muy ajustadas que dejarán marcas visibles en tu ropa. Podés optar por bombachas pequeñas, desde las clásicas vedetinas a las semi-colaless con reguladores o por bombachas más grandes que sujeten bien tu zona abdominal, como la vedettina.

Recordá que uno comienza vistiéndose de adentro hacia afuera. ¡Vestite de vos y usá la ropa que te gusta y te da seguridad!

Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/moda/fashion-tips/lenceria-ropa-interior-consejos-tips-vedetina-cola-less-tanga-culotte-corpino-soutien-pechos-busto-claudia-lombardi_0_1334274518.html

Faldas vintage de los 50´s

Faldas años 50: el revival es tendencia

Ultra femeninas, las clásicas polleras que fueron símbolo de aquella época volvieron... ¡Y son furor! Vos incluilas en tu guardarropas, nosotras te decimos cómo llevarlas.

“Femenina” es uno de los adjetivos más apropiados para describir la moda de los años 50. La guerra había terminado y las chicas pudieron volver a ocuparse de ciertas cuestiones que antes el contexto no les permitía. Maquillaje, prendas al cuerpo, sutil insinuación y elegancia. Lucen su figura y se muestran orgullosas de ser mujer. Comienza un lento cambio de mentalidad que desembocará en la revolución del mal llamado sexo débil en los años 60.
Desde hace algún tiempo, las faldas, que fueron símbolo de aquella época, volvieron y… ¡Son furor! Largo hasta la rodilla, cintura de avispa, moldería simple y geométrica, glamour ligeramente provocativo. Se usan de día en la vida cotidiana, como de noche para eventos.

¿Cómo llevarlas?
En primer lugar, el tiro alto es mucho más sentador que el tiro bajo, ya que estiliza la figura, alarga las piernas, destaca la cintura y, según el modelo, esconde la pancita si queda justo bajo el entalle. Para las que tienen un torso corto, lo ideal es que usen una falda con tiro medio, para equilibrar las proporciones del cuerpo.
Para combinar, lo mejor es elegir aquellas prendas que permitan resaltar la cintura por lo que son ideales: las toreritas, remeras o blusas entalladas.
En cuanto a elegir faldas estampadas o lisas existe una norma general. Si medís menos de 1.60, es ideal un estampado pequeño; si tu estatura es entre 1.60 y1.70, quedan geniales los estampados medianos; y, si sos más alta, los estampados grandes funcionan muy bien.
Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/moda/lo-mas-trendy/faldas-anos-50-tendencia-tendencias-estilo-como-usar-look_0_1334274576.html

Calzado para invierno, tips y descripción general.

Invierno a tus pies: los zapatos que se vienen

De las zapas a los stilettos, te contamos todo lo que se va a usar en una temporada en la que todo vale. Además, las colecciones y consejos para armar los mejores looks.

Los amamos, nos fascinan. Tenemos varios pares, pero nunca parece ser suficiente. Lo que no puede faltar este invierno en tu guardarropas.

-Zapatillas y más. ¡Sí, mujeres! ¡Ahora podemos salir a la noche con zapatillas! Este tipo de calzado ya ha dejado de ser exclusivo de los gimnasios para trasladarse a todo momento del día, ya es un it de pura moda. La clave está en la combinación: hay que llevarlas con prendas chic, como un blazer, pantalones de cuero, una falda lápiz (para las más altas y fashionistas) o un lindo vestido. 

-Botas altas. Hasta las rodillas (o más) estas botas resultan híper sensuales. Y no son sólo para mujeres altas, las más bajitas también las pueden usar y les quedan fantásticas con un poquito de taco y en tonos oscuros preferentemente. Se pueden combinar con jeans, una dupla de moda. A tener en cuenta: ¡descartá las que llegan a media pantorilla!

-Ballerinas y splippers. Para las amantes del calzado bajito, también seguirá vigente este tipo de calzado cómodo y con aires románticos. No es el que más estiliza, por eso no lo sugerimos para mujeres de piernas “Fuertes”.

-Botinetas. Como todos los inviernos dicen presente (aunque en verano las pudimos seguir luciendo con un short de denim o vestido). Es el modelo perfecto para ir a trabajar y andar todo el día, arreglada y muy cómoda. Las hay de mil formatos y estilos, con mucha plataforma o con un taquito mínimo. ¡Serán tu soldadito de batalla!

-Stilettos. Siguen siendo un clásico inflatable de tu vestidor. Ideales para otoño, se pueden combinar con absolutamente todo, desde un jean boyfriend hasta un vestido de gala. Siempre te harán ver elegante y tienen el plus de estilizar pies y tobillos.

Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/moda/fashion-tips/zapatos-zapatillas-calzado-stilettos-botas-altas-botinetas-tendencias-invierno-2014_0_1334273685.html

jueves, 14 de enero de 2016

Tips para verte bien con accesorios.

Las 6 claves para lookearte con accesorios

No necesitás un hada madrina que sople su varita mágica para conseguirte un look original. Podés armar distintos outfits cada día combinando bien unas cuantas prendas básicas con los accesorios que son tendencia esta temporada.


Los accesorios dan “ese” toque personal que distingue el total look. Son los encargados de marcar si el outfit es el apropiado para el día o la noche, para el trabajo o el finde, para un evento glam o para un casual day.
La misma remera negra cambia (¡completamente!) si la combinás con un collar de perlas para generar un aspecto romántico o un cinto con tachas consiguiendo un efecto grunge.
La propuesta es apostar a los accesorios imprescindibles este invierno. Para eso te damos una serie de tips que te van a ayudar a elegir los que van mejor con tu estilo, tu cuerpo y tu lifestyle.

1-Convertí tu atuendo de la ofi en un look descontracturado para un after office. Una musculosa con un blazer y falda tubo para la oficina cambia completamente cuando te sacás el blazer, te recogés el pelo en un rodete sexy, le agregás unas pulseras indi bien coloridas y llamativas y unos buenos stilettos.

2-Equipate con varios básicos. Remeras lisas, musculosas, pantalones negros (este año no te equivocás si apostás al chupín), faldas lápiz, vestidos sin apliques ni cuellos. Lo ideal para poder utilizar correctamente los accesorios -y que estos nos permitan reformular un look por completo- es tratar de vestir con básicos, prendas que no son llamativas y de géneros nobles como el algodón, el modal, la seda y el denim.

3-Llevá la atención al detalle. El punto de atención se lo llevan los accesorios: la cartera, el calzado, la bijou, los cinturones, el peinado, el make up. Así podés reformular un equipo con solo intercambiarlos.

4-Dating look. Para una cita siempre vas a dar en la tecla si elegís un vestido negro básico o un jean con remera y camperita. El atractivo lo aporta el maquillaje que tiene que ser sutil con énfasis en tu mejor rasgo y algún calzado de color con tacos. Dejá la cartera enorme en casa y adoptá un clutch con mucha onda y llevá el pelo suelto y brillante. 

5-Collares y pañuelos. Si tenés cuello corto elegí siempre cadenas y colgantes que estilizan visualmente el talle. Si, en cambio, tenés cuello largo, las gargantillas y collares en su base te favorecen. Si sos alta y de cuello fino adoptá los chales grandes; en cambio, si sos bajita y de cuello corto evitalos, mejor un chal delicado y de gasa a lo Grace Kelly.

6-Calzados. Al momento de elegir el zapato perfecto, lo que hay que tener en cuenta es si  tu pie es ancho o es fino. Así, los modelos de puntas redondeadas son adecuados para pies muy delgados, en tanto que los más anchos y cortos se benefician con capelladas en punta y stilettos que visualmente alargan el talle.  

Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/moda/fashion-tips/accesorios-looks-tips-consejos-tendencias-invierno-2014_0_1334273277.html

Eligiendo el blazer ideal.

Las 5 reglas de oro para elegir tu blazer ideal

Son nuestros aliados fundamentales tanto en otoño como en invierno. Nos permiten adaptar outfits para dar un aspecto más o menos formal pero… No todos los modelos son ideales para tu cuerpo o tu estilo. Descubrí el modelo perfecto.


¿Qué tenés que tener en cuenta para elegir tu blazer ideal y evitar perder tiempo y dinero en prendas que terminan ocupando lugar en tu guardarropas? Seguí estos consejos.

1-Color. Por ser una prenda que está cerca del rostro, lo ideal es que el tono del saco esté dentro de la paleta de colores personal, a modo de contribuir a optimizar la imagen dando al rostro más luminosidad y disimulando imperfecciones.
En general, se recomienda invertir en un blazer liso, en un tono neutro, que permitirá más combinaciones que comprar piezas de colores demasiado vibrantes, estridentes o estampados.
Los neutros incluyen: negro, chocolate, beige, marfil, camel, azul marino y visón, entre otros, y deberían elegirse según las características de cada persona. Las mujeres de cabello oscuro y ojos oscuros pueden animarse a tonos más intensos, ya que los blazers más claritos pueden hacer que se vean cansadas e, incluso, destacar las imperfecciones del rostro.

2-Largo. En general, el largo más sentador en la mayoría de los casos es el que termina sobre la cadera, sin cubrirla del todo ni dejándola totalmente expuesta.
Las mujeres de caderas anchas deben optar por este largo y no cubrir totalmente las caderas ni la cola ya que esto hará que parezcan aún más anchas. Tampoco se recomienda usar sacos demasiado cortos que terminen en la cintura porque con este tipo de prenda llamará mucho la atención el ancho de las caderas.
Las proporciones del torso también importan. Si se trata de una mujer con torso corto, puede animarse a un blazer un poco más largo, ya que el efecto visual que conseguirá es el de hacer parecer que el torso es más largo.

3-Detalles. Los blazers pueden tener numerosos detalles, como bolsillos, filas de botones, asimetrías en cierres, bordados, apliques y cintos.
Por regla general, todo detalle llama la atención y lleva las miradas hacia la parte del cuerpo en que se encuentre, así que debemos procurar que estén en nuestros puntos fuertes, es decir, en aquellas partes del cuerpo que deseemos destacar.

4-Botones. Si queremos estilizar el torso o alargar la figura, será mejor elegir un blazer con una fila de botones.
Ahora bien, el comienzo de la fila de botones también importa: si tenés busto prominente, lo ideal es que comience a partir de la zona de la cintura, para no llamar la atención ni agrandar esta zona y lograr el efecto contrario. Los botones pueden comenzar arriba de la cintura o más cerca del busto y esto será óptimo para las mujeres que quieran agrandar esta parte del cuerpo.

5-Solapas. Deben estar en proporción con la contextura de quien luce el blazer. Un saco de solapas angostas o muy finitas en una mujer de hombros anchos lo único que logrará es acentuar el ancho de los hombros. La misma desproporción se genera en una persona de hombros angostos con un saco cuyas solapas sean extremadamente anchas.

Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/moda/fashion-tips/reglas-elegir-blazer-ideal-consejos-fashion-tips-laura-malpeli-jordaan_0_1334273153.html

lunes, 11 de enero de 2016

Como elegir la pollera mas acorde a vos.

¿Qué tipo de pollera es ideal para vos?

Forman parte de nuestro guardarropas. Tanto en el trabajo como para disfrutar del tiempo libre intentamos incluirlas en nuestros outfits. Ahora bien, ¿cuáles son las más sentadoras?

Lo principal a tener en cuenta al momento de elegir una pollera es tu tipo de cuerpo. Existen distintas siluetas y la que culturalmente es considerada como “ideal” es la de “reloj de arena” que se caracteriza por tener hombros y caderas de igual ancho y la cintura bien estrecha.
-Si tus caderas son anchas y los hombros estrechos, te vas a ver mejor confaldas evasé, en géneros lisos y opacos, que con modelos como la falda tubo que lo único que hacen es enfatizar la zona de las caderas.
-Por el contrario, el cuerpo triangular invertido (de hombros anchos y caderas angostas) es el que más variedad de faldas tiene ya que casi todos los modelos sirven para agregar volumen y balancear las caderas con el ancho de los hombros. Aquí valen polleras con tablas, volados, asimétricas, godet y acampanadas, entre otras.
-Si tenés cuerpo “recto”, esto es hombros y caderas de ancho similar y la cintura poco definida, las faldas evasé, globo y acampanadas serán las ideales ya que por su forma, ensanchan la parte inferior del cuerpo, haciendo que la cintura se vea más angosta y definida.
-Si sos una mujer “reloj de arena”, lo ideal es que te inclines por polleras tubo siempre que la acompañes de una prenda superior entallada, para que se note que es proporcionada en hombros y caderas y también para que se luzca tu cintura.

Pero además de las formas, resulta imprescindible considerar tusproporciones ya que dos mujeres con el mismo tipo de cuerpo pueden ser muy diferentes. Por ejemplo, una mujer estilo “triángulo invertido” puede tener las piernas largas y otra con el mismo tipo de cuerpo, las piernas proporcionadas para su estatura.
La diferencia radica en que, en el primer caso, las polleras deben ser de tiro medio y nunca de tiro alto ya que esto haría que las piernas se vean aún más largas y el torso más corto, con lo que no se logra una imagen armónica. Para el segundo caso, en cambio, no habría restricciones en cuanto al tiro.
La altura también importa. Las más bajas se verán mejor con faldas a la rodilla y no con faldas ¾ ni maxifaldas. Si la estatura no es baja, tenés que considerar otros rasgos, como son las pantorrillas gruesas. Quizás por la estatura puedas llevar una pollera ¾ pero si esta parte de la pierna es gruesas, este largo lo único que hará es llamar la atención sobre ella y enfatizarla.

Y más tips
-Todo detalle que tenga la falda llamará la atención a la zona donde esté: esto aplica para efectos como plisados, tablas o para algún tipo de estampado.
-Tené en cuenta el color que vas a usar ya que, si es muy claro en relación a la prenda superior que elijas, hará que la zona de las caderas se vea más grande.
-Si tu cuerpo es recto o con forma reloj de arena y querés usar colores claritos, sobre todo para Primavera/Verano, podés seguir una de las tendencias de la nueva temporada que es combinar distintos tonos de blanco. De este modo, vas a lograr equilibrar el cuerpo ya que usar dos colores muy diferentes en valor (uno muy claro y el otro muy oscuro) puede hacer que se pierda el balance armónico entre hombros y caderas que tenés naturalmente.
-Si optás por una falda estampada, hacé que el tamaño del estampado guarde proporción con tu estatura total, es decir, tu estatura más los tacos que decidas usar para ese outfit. Si tu estatura es menor a 1,60 mts., los estampados pequeños serán los mejores; mientras que los estampados medianos resultarán ideales para mujeres de 1,60 a 1,70 mts. Si tu estatura supera el 1,70 mts., los estampados grandes serán los más indicados.
-La falda evasé es un comodín porque sirve para todos los cuerpos, al ayudar a que la parte inferior asemeje la forma de un reloj de arena. Además, es un corte muy femenino por lo que siempre conviene tener al menos una pollera con este corte en nuestro placard.
-Para disimular la pancita, lo mejor son las polleras con caderín o canesú y, de ser posible, con cierre lateral.
-Seguí estos tips también para las faldas de vestidos que elijas. De este modo, vas a poder usar otra de las tendencias de la temporada que viene: el little white dress, sabiendo cuál es el corte más sentador en tu caso.

Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/fashion-tips-polleras-faldas-verano-tendencias-largos-estampados_0_1334867598.html

Básicos infaltables.

Compras inteligentes: los 10 básicos de todos los tiempos


Útiles tanto en invierno como en verano, estas prendas son infaltables de todo guardarropa. Consejos para optimizar el presupuesto y elegir las que mejor vayan con tu estilo.


La consigna es maximizar tu guardarropa e invertir en prendas que sean versátiles y a las que le puedas dar uso, al menos, por varias temporadas. ¿Para qué? Para no caer en los clásicos “me aburrí de lo que tengo”, “no tengo ropa”, “no sé qué comprar” y porque no, dejar una prenda sin uso, con la etiqueta colgando, porque no sabemos qué hacer con ella.
Para eso, te proponemos adquirir básicos que puedas seguir usando también en la próxima temporada de calor. Aquí, una guía de 10 infaltables para ir de shopping con la puntería afilada:

1-Jeans. Esta prenda sí que es un clásico, no porque sea verano hay que elegir colores claros, ¡este invierno los blancos estuvieron a full! Los tonos azules oscuros son los más indicados para lograr un look formal y arreglado, ideal para ir a trabajar o salir de noche.

2-Blazer. Éstos normalmente son algo costosos, pero no pueden faltar en el closet de una mujer moderna. En las noches de invierno abrigan y siempre te hacen ver elegante al llevarlos. Tenés muchas formas de combinarlos, por ejemplo con una blusa para un look canchero o con un body escotado para seducir.

3-Zapatos. Cualquier zapato abierto, tanto chatitas como stilettos, pero también podemos agregar borregos, botinetas y botas de caña corta o alta hasta las rodillas, que en verano también se usarán muchísimo con shorts, vestidos o maxi faldas.

4-Pañuelos y Foulards. Son el accesorio por excelencia. Forman un punto de atención en el escote, una de las zonas más lindas de toda mujer para resaltar. La mejor manera de llevarlos es de lado a lado del cuello cayendo sueltos, creando dos líneas verticales perfectas para estilizar.

5-Carteras. El cuero es otro material nada económico, pero en lugar de comprarte varias, lo aconsejable es tener una, pero buena. La cartera en una mujer dice y mucho, habla del buen gusto y refinamiento, por eso, procurá elegirlas de materiales de calidad, ¡se va a amortizar con los años!

6-Trench. Otra prenda indispensable para días de lluvia o, simplemente, para llevar un estilo bien chic. Son de géneros neutros y se pueden usar tanto en invierno como verano. Los que poseen lazos vienen bien para marcar la cintura, sobre todo los que son acampanados, ya que ayudan a crear la figura de reloj de arena.

7-Lencería. Siempre necesaria en cualquier estación del año, gastar en ropa interior es la mejor inversión. Éstas se desgastan bastante con el uso y no hay que descuidarlas.  El mejor consejo es elegir el talle correcto, que no aprieten los elásticos ni la taza del soutien. ¡Sentirse bella es de adentro hacia fuera!

8-Faldas largas. Ya se instalaron y se seguirán usando. Una buena opción es elegir las de gasa algo transparentes. Son muy cómodas y combinables con todo. Eso sí, hay que usarlas de géneros con caída, livianas, y de tiro medio para que estilice.

9-Parkas militares. Son moda y en la próxima temporada también dirán presente. Son de un género ultra versátil, perfectamente usables en invierno con un suéter y en días templados con una remera debajo. Además, nos aportan mucha onda, hay algunas muy light para las mujeres más clásicas o bien cargadas y rockeras para las que se identifican con ese estilo.

10-Pantalones de cuero. Perfectos para lucir arregladas, tenés mil variantes para llevarlos, con una camisa de gasa dejando vislumbrar el soutien (ideal para la noche) o con una remera o suéter amplio y estampado. El consejo es combinarlo con otros géneros más sueltos y algo más opacos. Es para todas, ¡hay que animarse!

Fuente Original: http://entremujeres.clarin.com/moda/fashion-tips/compras-inteligentes-10-prendas-invierno-verano-guardarropa-fashion-tips_0_1334276196.html