lunes, 13 de febrero de 2017

"Saras y Kumud": El encanto de los saris




Gracias a "Saras y Kumud" la novela hindú que rompió las fronteras conquistando occidente podemos conocer a fondo esta cultura milenaria llena de color y sabiduría, con mucha tradición y fuertes valores.

Gracias a ella también podemos deleitarnos con la belleza de su prenda emblemática, los saris. ¿Dejaran de ser una tradición para volverse una moda también en poblaciones tan distantes de su lugar de origen como lo es Sudamérica? Solo el tiempo lo dirá...



 Esta serie nos seduce dándonos un argumento interesante y donde los dioses hindúes tiene un lugar más que importante para su desarrollo. Todo esto sumado a un vestuario de gran belleza e impacto que nos deja deseosos de saber más. 


Es por eso que en este post habláremos sobre  los saris una prenda que encierra mucho más que esplendor. 
Su historia se remota aproximadamente a los años 2.800 a.C y 1.800 a.C en los territorios de la actual Pakistán, originalmente del valle indio.    
   Las mujeres lo usan tanto en su vida cotidiana como en los acontecimientos tan importantes como sus rituales de boda.
El  sari se compone de una trabajada tela de entre 4 y 9 metros de largo y 1 metro de ancho, con la cual la mujer se envuelve cuidadosamente, cubriendo delicadamente el abdomen que suele estar al descubierto, dado que la prenda superior que cubre el pecho suele ser corta y se encuentra anudada por detrás con cintas o cordeles, como se muestra en el siguiente vídeo:
 Los  saris han alcanzado fama  internacional, no solo por la monumental producción de la novela "Saras y Kumud" (como se la conoce de este lado del mundo) sino también por  la industria cinematográfica hindú de Bollywood. Pero como hemos dicho ya este no es solo un traje tradicional, porque poseen un gran simbolismo. La forma en que la mujer se coloque el sari y cuanto sea el trabajo sobre  su tela indican el estatus social y económico de su dueña. También existe un código de cual es el color a usarse en cada ocasión.
Como por ejemplo: el rojo es usado en general por las novias, porque esa tonalidad simboliza bienestar, pasión y valentía. 


  Por lo que si alguna vez nos aventuramos a usar este maravilloso atuendo, habrá que elegir con mucho cuidado, cómo y cuando hacerlo si queremos apegarnos a toda la tradición que esté conlleva.
    
Esperamos que esta entrada les haya gustado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario